sábado, junio 15, 2024
InicioDecoraciónSumérgete en la frescura del mar con la decoración costera

Sumérgete en la frescura del mar con la decoración costera

Desde hace tiempo, la decoración inspirada en el mar y la playa ha sido una de las tendencias favoritas para aquellos que quieren darle un toque fresco y relajante a su hogar. Y es que este estilo, conocido como decoración costera o estilo náutico, evoca imágenes de playas paradisíacas con aguas cristalinas y arenas blancas, y transmite una sensación de tranquilidad y serenidad que pocas tendencias pueden igualar.

Pero, ¿cómo se consigue este estilo en la decoración de interiores? ¿Qué elementos son fundamentales para conseguir este ambiente fresco y marinero? En este artículo vamos a analizar detalladamente todo lo que necesitas saber para sumergirte en la frescura del mar con la decoración costera.

Colores y materiales

El primer elemento que tenemos que tener en cuenta a la hora de decorar una estancia con estilo costero son los colores. Este estilo se caracteriza por tonalidades claras y limpias, como el blanco, el azul claro, el turquesa, el beige o el gris perla. Si queremos dar un toque más vibrante, podemos incluir alguna pincelada de rojo intenso, que contrasta a la perfección con los tonos claros.

En cuanto a los materiales, destacan las fibras naturales como el mimbre, el rattan o el bambú. También son muy habituales la madera, la cerámica y el vidrio traslúcido. Para los textiles, podemos usar tejidos ligeros y frescos, como el algodón, el lino o el lino-cotton.

Objetos decorativos

Una vez elegidos los colores y materiales, podemos comenzar a elegir los objetos decorativos que van a completar nuestra decoración costera. En este sentido, las opciones son muchas y muy variadas, desde cuadros y láminas con motivos marinos hasta conchas, estrellas de mar o redes de pesca.

También son muy habituales los farolillos y las lámparas en forma de faro, que le darán un toque marinero a cualquier estancia, así como los cojines en tonalidades azules o turquesas, con estampados de rayas o motivos de anclas o timones.

Muebles y textiles

Si queremos llevar a cabo una renovación completa de nuestra decoración, también podemos optar por cambiar los muebles y textiles de nuestro hogar para conseguir ese ambiente costero que tanto nos gusta. En este caso, lo ideal es elegir muebles de madera blanca o pintados en tonos suaves, que den la sensación de estar en una casa de playa.

En cuanto a los textiles, podemos optar por cortinas con motivos marinos o cojines con estampados de rayas en tonalidades suaves. En el dormitorio, podemos combinar ropa de cama en blanco y azul o turquesa, y optar por cojines con motivos marinos o conchas.

Consejos prácticos

-Para no sobrecargar la estancia, es importante no abusar del color azul o de los motivos marinos. Basta con añadir algún objeto o detalle para conseguir el efecto deseado.
-Otro aspecto a tener en cuenta es la iluminación: es fundamental que la habitación tenga luz natural, y si no es posible, añadir lámparas traslúcidas o con pantalla blanca que den la sensación de luz natural.
-Aunque el estilo costero nos evoca a la playa, hay que tener cuidado con no caer en la decoración excesivamente temática, ya que puede acabar pareciendo una escenografía más que una decoración real.

Importante puntos a considerar

Aunque la decoración costera es una tendencia muy popular y atractiva, es importante tener en cuenta algunos aspectos antes de decidirnos por este estilo.

En primer lugar, hay que considerar el espacio disponible en nuestra casa: si nuestro hogar es pequeño, una decoración costera puede sobrecargar la estancia y hacerla parecer aún más pequeña. En este caso, es mejor optar por elementos decorativos más discretos y ligeros.

En segundo lugar, hay que tener en cuenta el clima: si vivimos en una zona muy fría o con pocas horas de sol, una decoración costera puede resultar fría y poco acogedora. En este caso, es mejor optar por un estilo más cálido y acogedor, como el estilo rústico o el estilo escandinavo.

Por último, hay que tener en cuenta que la decoración costera puede resultar un poco más difícil de mantener que otros estilos, especialmente si vivimos lejos de la playa. Las conchas, estrellas de mar y otros objetos decorativos pueden acumular polvo y suciedad fácilmente, por lo que hay que tener cuidado en la limpieza de estos elementos.

Conclusión

La decoración costera es una tendencia que ha llegado para quedarse, gracias a su frescura, su luminosidad y su evocación de los días de verano en la playa. Con los consejos que hemos dado en este artículo, seguro que puedes conseguir ese ambiente relajante y marinero que tanto te gusta. Eso sí, recuerda que en la decoración, como en todo, menos es más, y basta con un par de elementos para conseguir el efecto deseado. ¡A navegar!

Valeria Catillo

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.

Post populares

Redes sociales